Cirugía Plástica & Estética Córdoba: La relación médico paciente, la llave para una mejor cirugía plástica

jueves, 18 de agosto de 2011


La comunicación entre el médico y el paciente es una de las piezas claves en medicina y, sin duda, esencial para garantizar el buen resultado de una intervención de cirugía plástica. El médico desde la primera consulta debe estar receptivo y atento a los deseos del paciente que acude en busca de ayuda para solucionar su problema y asesorar de forma veraz acerca de las posibles opciones de tratamiento. Hay que saber muy bien que quiere el paciente para poder realizar un correcto tratamiento. 
El bienestar del paciente, y la solución a sus problemas, es el único interés que debe considerarse cuando un paciente consulta por una intervención de cirugía plástica. Hay que ser muy conscientes de que una gran mayoría de pacientes que acuden a la consulta del cirujano plástico lo hacen por presentar un complejo físico que desean corregir mediante cirugía y buscan en el cirujano plástico ”la solución a su problema”. Es por ello, por lo que este tipo de consultas deben realizarse de forma seria buscando aportar a los pacientes una información veraz acerca de lo que puede y no puede realizarse. Es importante considerar y explicarle a los pacientes que no todo tiene solución mediante cirugía plástica y que ésta tiene limitaciones. 
Así como los resultados, el curriculum y la trayectoria profesional de los determinados especialistas se pueden conocer por otros medios, sin embargo la relación directa con el médico, el vínculo entre el paciente y el cirujano, solo puede verse en la relación directa en consulta. Por eso, es bueno que el paciente consulte con varios cirujanos ya que desde la primera consulta podrá descubrir si existe buena relación. Desde la primera consulta podrá averiguar si su cirujano es un profesional que intenta ayudar por encima de cualquier interés comercial, o si por el contrario está más interesado en fijar una fecha para su intervención; si el cirujano se toma su tiempo en escuchar sus demandas, y en responder y aclarar todo lo necesario, o si por el contrario está más pendiente de caer simpático para captar su atención; si el cirujano le expone la realidad de su caso y le explica expectativas realistas o si por el contrario “se lo pinta todo de color de rosa”. 
Si tiene en cuenta todos estos factores, conseguirá una extraordinaria  y necesaria relación con su cirujano, aumentará el grado de satisfacción tras la intervención y el resultado de la cirugía será un éxito.
www.cirugiaplasticacordoba.com

0 comentarios

También podría interesarte

SUBSCRIBIRSE POR EMAIL

Recibir por email cada nueva publicación. El email no se compartirá nunca.

Entradas Populares

Twitter